Canelones veganos con bechamel de calabaza


Después de ver esta receta en el blog  de La Dolce Vita, he estado babeando tres días hasta que la he hecho.
Y ahora, una vez comida, sigo rebañando el plato con los dedos.


Ingredientes

- Media berenjena pequeña
- Un manojo grande de acelgas
- 3 dientes de ajo
- una cebolla

- Pimienta negra (le he puesto bastante para que quede picante)
- tomillo
- gomasio
- Rulos o láminas de canelones

Para la bechamel

- 5 cucharadas soperas de aceite de oliva bueno
- 8 cucharadas soperas de harina blanca buena
- Leche vegetal o de vaca (yo he usado un poco de avena y un poco de vaca, porque me estaba quedando muy dulzona).
- Cardamomo molido, nuez moscada, pimienta negra
- Media calabaza cruda
- Un trocito de cebolla
- Tahin de sésamo tostado

Para gratinar

- levadura de cerveza (o queso... si puedes ambas, te recomiendo levadura)


Para el relleno, he puesto a freir en un Wok el ajo a láminas finas y he añadido la cebolla. Hasta que estaba pochada. Después la berenjena cortada pequeña, idem. Y finalmente las acelgas cortadas muy finas. Cuando ya estaba hecho un revolitjo, le he añadido un poco de gomasio y tomillo.

He hecho la bechamel aparte. He puesto al fuego el aceite y, cuando estaba caliente, le he hechado poco a poco la harina, hasta que quedara como una pasta. Entonces, poco a poco, la he ido disolviendo con la leche de avena y vaca. Una vez tenía una papilla, he removido mucho para que no se me hicieran grumos y la he especiado con la nuez moscada, la pimienta y el cardamomo.
En una sartén he salteado la media cebolla y la calabaza picada para que cogieran un poco de alegría. Después lo he triturado todo con la bechamel y le he añadido una cucharada grande de tahin, suficiente cantidad para que quedara teñida un poquito más de marrón.
Mis láminas malotas de canelones (unas cualquiera del Condis) tenían que estar en remojo en agua caliente y ya estaban listas. Las he ido rellenando con el relleno (joj) y poniendo en una bandeja. Antes de tirar la bechamel por encima los he espolvoreado con levadura de cerveza y después de la bechamel otra vez.
Al horno unos 20 minutos por abajo y por arriba a 180º.
Después gratinado hasta que se tueste.


¡Están espectaculares!

0 comentarios :

Publica un comentari a l'entrada

 

...La comida que me hace cantar....