Rollos de canela veganos - Kanelbullar suecos


Cinnamon rolls, rollitos de canela y Kanelbullar 
Son casi LO MISMO, pero con nombres distintos.

Su principal diferencia es que cada uno se elabora en un país distinto, por lo que tiene un poco su carácter.
Los Kanelbullar son unos rollitos de canela típicos suecos. Se venden por todas partes y tradicionalmente se comen durante los descansos en el trabajo (conocidos como "fika"). 
Los Cinnamon rolls son su adaptación americana y, como buena receta americana, van bien cargados de mantequilla y llevan una cobertura de queso crema. 
Rollos de canela es como hemos traducido estas recetas al castellano.

Las recetas en realidad son muy parecidas, con sutiles diferencias solamente.

La primera diferencia es el tipo de formado.

Los Cinnamon rolls americanos se suelen hacer en forma de espiral.
Los Kanelbullar, en cambio, también se pueden encontrar en forma de concha, formados de una manera especial que os enseñaré después en un vídeo.

La segunda diferencia está en la cobertura. La versión americana suele llevar un glaseado o cobertura de queso crema.

La versión sueca, en cambio, es más ligera: lleva huevo batido y azúcar granulado.

La tercera diferencia está en la cantidad de azúcar.
La receta americana suele llevar montones de azúcar y mantequilla en comparación con la versión del norte de europa, que tiene sabores más sutiles.

Y la última diferencia está en... ¡el cardamomo!
Los Cinnamon rolls llevan sólo canela, pero los kanelbullar llevan un poco de cardamomo en el relleno.

C'est tout.


Como son recetas que se preparan en casa y que se transmiten de generación en generación, hay mil versiones diferentes para hacerlos.

Hace poco hice unos Cinnamon rolls partiendo de una receta americana (aunque no soy muy amante de la mantequilla ni del queso crema, así que les puse muy poco de eso)

Esta vez me he inspirado en los kanelbullar suecos.
Como me gusta tener versiones veganas de las recetas que cocino, he decidido que la receta de hoy sea vegana y con una parte de harina integral.

Esta receta, al ser integral y vegana, no es la clásica del Kanelbullar sueco, que lleva mantequilla, huevo y harina blanca.
También me he inventado una cobertura más aromática que la tradicional.

La receta de hoy está hecha con poolish, porque los prefermentos mejoran la duración y la calidad de la masa.

rollos de canela veganos - Kanelbullar


Kanelbullar veganos


El origen de las recetas me inspira mucho a la hora de cocinar.
Me gusta imaginar lo que hay detrás de una receta: paisajes, costumbres, idioma, música, gente diferente, ingredientes y olores locales... y... ¡danza!
Como me gusta bailar danzas tradicionales, encuentro mucho parecido entre el baile y la gastronomía
La danza folk es como una receta, puede bailarse la misma danza en muchos lugares diferentes, pero cada lugar le pone sus especias e ingredientes favoritos al movimiento.
No se baila igual un vals en Lyon o en Girona.

Ya que hoy he hecho un dulce sueco, voy a hacer sonar una de sus músicas tradicionales que, además, se puede bailar: la slangpölska.
Ésta es una típica slängpolska sueca:


Y aquí otra preciosa slängpolska, pero del grupo francés Duo Tanghe Coudroy




Ingredientes (para unos 22 kanelbullar pequeños)

Poolish
100gr de harina de fuerza blanca eco
100gr de agua
0,5gr de levadura seca

Para la masa
300gr de harina panadera integral eco 
130gr de harina de fuerza blanca eco
80gr de azúcar panela
60gr de aceite de oliva
270gr de leche de avena
1 huevo de lino (1 cucharada de lino molido y tres de agua tibia)
5gr de levadura seca de panadería
1 cucharadita y media de sal

Para el relleno
4 cucharadas soperas de aceite de oliva
9 cucharadas soperas de azúcar panela
6 cucharadas soperas de canela
2 cucharada soperas de cardamomo molido

Para la cobertura
4 cucharadas de azúcar panela
4 cucharadas de leche vegetal
2 cucharadas de aceite de coco
1 cucharadita de cardamomo
5 granos de cacao crudo triturados gruesos









Para la masa:
Esta es una masa MUY pegajosa, especialmente si usas azúcar panela como yo. Si usas azúcar moreno o azúcar blanco será más manejable.
Para que sea más manejable sin tener que cambiar el tipo de azúcar a uno más procesado, vamos a hacer tres pasos:
1.Una autólisis para desarrollar el gluten sin esfuerzo.
2. Añadir el líquido poco a poco, sobretodo si estamos usando harinas con poca fuerza que absorben poco líquido.
3. El azúcar y el aceite los añadiremos al final.

Mezclo la leche de avena, el huevo de lino, el poolsih y la harina. No uses toda la leche de golpe, fíjate si tu harina la absorbe bien y ves mezclando.
Una vez pasado este tiempo, añado la sal y, cuando esté bien integrada, añado la levadura a la masa.
Amaso unos 30 minutos con reposos hasta obtener una masa lisa y elástica.
En este momento añado el aceite con el azúcar poco a poco y sigo amasando hasta que la masa supere más o menos la prueba de la membrana.
El aceite (y la mantequilla) interfieren en el desarrollo del gluten, por eso los añadimos al final. Y el azúcar vuelve muuuy pegajosa la masa al hidratarse, por eso también va bien añadirlo al final.
Pongo la masa en un bol aceitado y dejo reposar para una primera fermentación durante unas 2-3 horas.
Si no me va bien por tiempo hacerlo todo en el mismo día, también puedo fermentar al aire libre unos 30 minutos y después dejar la masa en la nevera toda la noche.
Si retardamos la fermentación usando la nevera, en esta masa es mejor hacerlo en la primera fermentación, porque si lo hacemos en la segunda, el relleno de los bollos se iría saliendo del interior y quedan menos sabrosos.

Para el relleno:
Mezclo el aceite con el azúcar y las especias.
Saco la masa del bol, la desgasifico y la extiendo con un rodillo en una superficie enharinada hasta obtener un rectángulo de aproximadamente 1 centímetro de grosor. Extiendo por encima la mezcla del relleno.

El formado de los kanelbullar es mi parte preferida. Puedes ser todo lo creativ* que quieras.
Una vez tengo el rectángulo de masa con las especias extendidas por encima, doblo el rectángulo por la mitad sobre sí mismo (como si fuera una hoja de papel) y corto tiras verticales de masa de aproximadamente 1,5 cm de ancho.
Con las tiras de masa puedo hacer formas muy diferentes, y así tener bollitos preciosos cada uno con una forma diferente.
Lo ideal es verlo, por eso te recomiendo este video:




Una vez formados, coloco los rollitos en una bandeja con papel vegetal.
Lo mejor es que sea una bandeja o recipiente de cerámica o vidrio, porque con el metal a veces sucede que se quema la base de los rollos, al chorrear el azúcar del relleno.

Los dejo levar a temperatura ambiente 20 minutos. Precaliento el horno a 180º . Horneo a 180º unos 25-30 minutos. Los primeros 20 minutos por abajo y los últimos 10 por arriba.


rollos de canela veganos

Para la cobertura:

Juntar todo en una olla, calentar ligeramente y verter encima de los bollos ya horneados.
Mmmmmmmmmmmmmmmmm........



kanelbullar veganos




1 comentarios :

 

...La comida que me hace cantar....